16 sept. 2011

Entre hermanos anda el juego

Si la semana pasada os comentaba que el árbitro para el Villareal - Sevilla, el cántabro Fernando Teixeira Vitienes, se encontraba en una situación cuanto menos curiosa, de compartir categoría con su hermano, para el partido de mañana nos espera el susodicho, José Antonio Teixeira Vitienes.


Árbitro nuevo en la categoría, inicia su segundo año de los escasos cinco añitos que va a estar, pues ascendió con 40 años y la edad límite para ejercer el arbitraje en España es, como ya sabemos, 45 años.

Por lo tanto es un árbitro con una dilatada experiencia, mucho más que algunos de sus laureados compañeros, en categorías inferiores. También es curioso el dato de que es el mayor de los dos hermanos Teixeira Vitienes, pero ha ascendido después que él, tras colocarse varios años en la tercera posición de la clasificación arbitral de Segunda División, esto es, el reserva por si alguno de los que ascienden se da de baja.

Dada su corta trayectoria en Primera, este árbitro cántabro, de profesión periodista, sólo nos ha arbitrado una vez, frente al Getafe en el Alfonso Pérez, en un partido que perdimos 1-0 y en el que no tuvo nada que ver con el resultado, porque el partidito del Sevilla aquella tarde fue de exultante tedio, digno de lo que les ponen a los criminales en comisaría para que confiesen.


Técnicamente, es un árbitro que justifica que haya tardado en llegar a la máxima categoría. Tiene diversos fallos que son los que marcan la diferencia entre nosotros, como la colocación, la rapidez en la toma de decisiones o no ser muy asiduo a la famosa ley de la ventaja (que, realmente, os aclaro que no es una ley en sí, no es una regla, si no una opción que da el reglamento a la hora de resolver una infracción y se llama en realidad "Conceder ventaja", por lo tanto es incorrecto llamarla "ley"). Además, a diferencia de su hermano, es un árbitro bastante tarjetero, con una media de 5 (casi 6) tarjetas por partido, a expensas de que se le considera bastante casero.

Por otro lado, yo prefiero olvidarme de estos datos y juicios de opinión, porque ya hemos visto que al final lo que importa es que la pelotita entre y generalmente, cuando no jugamos contra equipos madrileños, los árbitros no nos machacan de forma severa, digamos que sólo lo normal.

Que gane el mejor mañana, y esperemos que ése sea el Sevilla FC, que por lo visto va a volver a jugar con dos delanteros. Espero que le salga bien el experimento a Marce.

No hay comentarios:

Publicar un comentario